Pilates Arlette Rivero

EL GRAN APORTE DE PILATES EN LA MEJORA DE LA POSTURA Y DEL BIENESTAR GENERAL

Va siendo cada vez más frecuente que médicos y traumatólogos recomienden a sus pacientes hacer pilates cuando presentan problemas de columna, dolores de espalda o contracturas de cuello frecuentes´.

Y esta recomendación no puede ser más válida porque Pilates es de los pocos cuando no el único método de entrenamiento que contempla la postura en la realización de cada ejercicio. De esta forma agrega el inmenso valor de un entrenamiento integral que contempla no sólo la parte estética en lo que respecta a la tonificación de abdominales, glúteos, piernas y brazos sino también la higiene de columna y el reacondicionamiento de la espalda.

Al iniciar las clases de Pilates, siempre dedico un buen tiempo a la articulación de la
columna, al estiramiento y movilización del tronco con el fin de “desbloquear” la espalda y mejorar así la disposición del cuerpo al ejercicio posterior.

¿Qué significa esto?

Cuando la espalda está bloqueada, dura, con poca movilidad ,con pocos grados de 
rotación e inclinación ,estamos encorsetados. Y lo más frecuente es que la postura en la cual la espalda queda como congelada no es la mejor. Esto es, con los hombros altos, rotados hacia adelante lo que hace que la espalda se vea encorvada y por lo tanto la persona se ve más baja y poco saludable.

El mantenimiento de la mala postura tiene un precio energético para el cuerpo, energía que bien se podría utilizar en otra cosa. Así es que mucha gente me dice que no sabe porqué pero se siente siempre cansada, como que todo le cuesta más. Y la respuesta es tan simple como sorprendente… es la mala postura.
El beneficio del entrenamiento postural que encaro al comienzo de mis clases de Pilates es el de devolverles esa energía que tanto necesitan desbloqueando sus espaldas y haciendo que recuperen paulatinamente la movilidad y elasticidad de la espalda lo que redunda en una mejora sustancial de la postura.

¿Y cuál es el resultado de todo esto? 

Experimentan menos dolores de espalda, necesitan cada vez menos analgésicos al final del día y por sobre todas las cosas se sienten más livianos y con más ganas de encarar la vida.

En mis años de trabajo con esta técnica maravillosa creada por un genio visionario como fue Joseph Pilates no he dejado de sorprenderme por los resultados que brinda su práctica asidua Uno ve a una persona que practica Pilates con regularidad y se

da cuenta enseguida porque tiene una postura excelente y una armonía y equilibrio corporal envidiable. No dejen de experimentar ustedes también los beneficios de este método tan completo de entrenamiento.

0 0
Feed